miércoles, 18 de junio de 2008

La "Nueva" Costa Cruceros




Cuando en los diversos foros que existen en la red aparece una crítica a Costa Cruceros, parece como si se encendiese una luz de alerta y rápidamente aparecen opiniones en defensa de la misma. Realmente, no lo entiendo, pues normalmente se citan circunstancias concretas en los comentarios y las defensas tan raudamente publicadas, son de un carácter generalista.

Creo que en cualquier actividad económica y mucho más las relacionadas con la industria turística, siempre van a ser objeto de comentarios, críticos en la mayoría de las ocasiones y favorables en las menos. Se supone que al haber pagado un precio por unos servicios, el cumplimiento de los mismos es algo obligado y por tanto no merecedor de loas. Sin embargo, cuando las cosas no funcionan bien, creo necesario poner en conocimiento de la comunidad esos hechos para que cada uno saque las consecuencias que estime convenientes.

El grandísimo crecimiento experimentado por Costa Cruceros en el mercado español, conlleva un aumento paralelo en las situaciones que dan lugar a queja, pues existe una proporcionalidad, perfectamente mesurada y determinada en los estudios de marketing entre los volúmenes de contratación y de descontento. Es muy difícil mantener unos niveles de calidad total cuando se manejan cantidades de pasajeros tan grandes. Siempre ha de haber pasajeros que sufran incidentes a bordo motivo de reclamación, como ocurre en las compañías aéreas, ferroviarias, hoteleras y cualquier otra de este sector. Empeñarse en ocultar estos hechos, no deja de ser una opción errónea, pues un cliente cabreado nunca da lugar a beneficio, mientras que si a ese mismo cliente, se le soluciona de forma amistosa su problema, la compañía gana en credibilidad hacia el exterior; es decir ante futuros clientes y a su vez, el cliente satisfecho hace de altavoz.

Otro tema son las opiniones que hemos vertido en los foros diversas personas, referentes al cambio acaecido en esta compañía de unos años ahora derivados del cambio de propiedad de la empresa. La tradición naviera italiana, ha sido sustituida por unos fríos gestores, preocupados por magnitudes económicas y que han transformado una forma de vida en una máquina de ganar dinero.

Para mi, que desde hace muchos años, cuando era niño y pasaba por los escaparates de las agencias consignatarias de buques (era en ellas donde se vendían los pasajes y no en las agencias), cayéndoseme la baba al admirar aquellos blancos barcos con la “C,, en su chimenea amarilla, anhelando poder navegar un día en ellos, fue una tremenda decepción cuando tras muchos años de soñar y bastante esfuerzo para poder juntar el dinero del pasaje, embarqué en sus sucesores. Ya no quedaba nada de aquel “glamour” en estos nuevos y flamantes buques. Todo es impersonal e inmenso, semejante a lo que cualquier otra naviera que trabaje este sector económico pueda ofrecer.

Para mí, la queja es de fondo y no de forma, pues creo observar que Costa se ha convertido en una naviera más del montón, dilapidando los bienes intangibles que heredaron de sus antiguos propietarios y que no se pueden medir en magnitudes económicas, pero que eran la bandera diferenciadora de esta naviera respecto a otras. Se que estoy planteando cuestiones relativamente complejas para la mentalidad actual, pero uno tiene ya algunos años y poco a poco voy viendo como lo moderno arrasa a lo antiguo, bien entendido que esas características antiguas, lejos de ser una rémora económica, podría haber sido un bien intangible de primer orden. Ya se han preocupado los gestores de la matriz “Carnival”, de preservarlos en otras navieras del grupo de más alto nivel.

No quiero decir que voy a negarme a viajar con ellos. Nada de eso, pues ahora que conozco sus modos de funcionamiento a bordo, con sus virtudes y defectos, puedo valorar con mucha más claridad y objetividad las ofertas que de forma puntual y normalmente no muy publicitadas sacan al mercado. Estas ofertas concretas para una fecha e itinerario suelen tener una relación precio / servicio ó precio / fechas muy favorable y no son para nada desdeñables. Ahora bien, en caso de una hipotética igualdad, me decantaría por otra naviera.

No hay comentarios:

Datos personales

Mi foto

La "foto" con la que me presento; "Obelix",es la imagen de la persona que me gustaría ser.