miércoles, 18 de junio de 2008

Ferry Pont Aven, Brittany ferries



Tratándose de hacer una reseña sobre un barco en el que haya navegado, intento ser lo mas objetivo posible, labor harto difícil pues siempre existen condicionantes externos, los cuales pueden enturbiar mis percepciones y por tanto ofrecer unos puntos de vista cuanto menos discutibles.

Mi experiencia marinera abordo se ha restringido a una travesía nocturna entre Portsmouth y Saint Malo, con unas condiciones climatológicas adversas, vientos de fuerza 7 – 8 y mar gruesa, lo cual restringe aún más el “calado” de mis opiniones.

Como toda historia ha de tener un hilo argumental más o menos lógico, comenzaré con algo tan frió como son sus datos técnicos:
- Dimensiones: Eslora; 184.6 m, Manga; 30.9 m, Calado; 6.8 m
- Desplazamiento: 41748 Tn
- Astillero:Meyer Werft, Papenburg, Germany , nº 650, año 2004
- Propietario: Somabret la Copropriete du Navire Pont Aven
- Operador: Brittany Ferries
- Puerto de Registro: Morlaix (Francia)
- Propulsión: 4 * MaK 12VM43 (50400 Kw), velocidad operacional; 27 nudos
- Acomodación: 2400 pasajeros en 652 cabinas y 47 sillones reclinables
- Tripulación en temporada alta: 184
- Capacidades: 650 vehículos en configuración “sin camiones ni carga no acompañada”

El barco está diseñado específicamente para cubrir las rutas de Plymouth - Santander (19 horas), Roscoff - Cork (10 horas) y Roscoff – Plymouth (4 horas), para lo cual el barco ha sido diseñado con un perfil bajo que facilite su lucha en mares movidos. En la temporada invernal, al no realizarse las líneas de Santander ni Cork, se dedica a suplir a sus compañeros de flota durante sus paradas técnicas.

El nombre, Pont Avent, es como es costumbre en esta compañía bretona, el de una bella localidad de la región, situada en coordenadas GTM en 47º51’20,75”N, 3º44’52,58”O. Como este dato puede no ser demasiado claro, la situamos entre las localidades de Brest por el norte y Lorient por SE. Es un hermosísimo pueblo situado al fondo de un brazo de mar que se interna más de 3 kilómetros en el interior, el cual queda casi seco con la bajamar, ofreciéndonos el bello espectáculo de los barcos varados. Esta localidad, fue un importante molino de marea en la antigüedad y hoy se la conoce por su belleza y por ser el lugar de elaboración de unas magníficas galletas de mantequilla (muy buenas para el colesterol).

Mi escasa aventura marinera abordo, comienza en el área de embarque del puerto de Portsmouth, donde en el “check poínt”, tras la comprobación de la documentación, se nos entregó la tarjeta de embarque, la cual es a su vez la llave del camarote. El embarque lo realizamos por la rampa de proa y ciertamente, uno se queda realmente asombrado de las dimensiones del garaje, tres cubiertas para vehículos, de las cuales 2 estaban plegadas para permitir la acomodación de camiones. Espectacular cuando tras un repique de timbres y destello de luces, se pone en movimiento toda la parte de la cubierta en la que me indicaron que aparcase y esta se desplaza verticalmente.

Ya abordo y en la zona destinada para el pasaje, nos dirigimos hacia nuestra acomodación; cabina número 5468 (la clase más económica). Nuestra sorpresa al entrar en ella fue encontrarnos con una sola cama individual. Tras unos momentos de búsqueda encontramos la segunda litera embutida en un hueco del techo, la cual con muy poco esfuerzo se colocaba en su posición “normal”. Las camas estaban vestidas con sábanas y fundas nórdicas de color amarillo. La cabina estaba amueblada con mesa de noche, un pequeño escritorio con espejo y su silla, completando el equipamiento el típico módulo prefabricado del baño. Completaban la acomodación un regulador termostático de la temperatura y un aparato de música ambiental.

Como referirme a sus espacios comunes es bastante tedioso, me limitará a dar una impresión general; grandiosidad y amplios espacios, tanto en pasillos como en zonas comunes, muy superior a la encontrada en buques de crucero de muchos miles de toneladas mas de desplazamiento.

Después de las exploraciones reglamentarias, nos dirigimos al restaurante “Le Flora” donde degustamos una muy gratificante cena de alta cocina francesa a un precio “razonable”, pues la relación calidad / precio fue excelente. Posteriormente, nos dirigimos al bar “La Grand Pavois” a tomarnos el gin-tonic reglamentario, obligatorio como digestivo y co-ayudante de las olas para coger el sueño, pues ya a esas alturas de la travesía habíamos salido del repar de la Isla de Whigt y en el barco se dejaban sentir, aunque no en exceso los embates de la mar.

Y siguiendo con mi vagancia, me limito a copiar las informaciones que la compañía hace de sus instalaciones:
Facilidades a bordo del Pont-Aven
Piscina y area de ocio: La magnifica piscina climatizada le permite a sus invitados una oportunidad para dejarse llevar. Puede disfrutar de un momento relajado en la zona donde se toma el sol mientras toma una copa en el bar o bien darse un chapuzón en la piscina. Los paneles retractiles le permite acceder a gran parte de este area llueva o haga sol. La piscina esta hecha de piedra y granito.
Espectaculos: El equipo de entretenimiento y espectaculos del barco le ofrecen una gran variedad desde música en vivo, espectaculos de magía, concursos y karaokes.
En la cubierta: Para un paseo, la cubierta seis le permite dar un paseo completo alrededor del barco, mientras las cubiertas de arriba le ofrecen un lugar de calma y descanso mientras disfruta del aire del mar y sus magnificas vistas, especialmente a la entrada y salidas de los puertos.

Cines: Disfrute de las últimas peliculas de estreno en los 2 cines del barco ambas equipadas con el sistema surroun sound. La capacidad total de los cines es de 90 personas.
Casino: Pruebe sus suerte en nuestras maquinas de azar.
Areas de recreo para niños: Los más pequeños podrán disfrutar de juegos divertidos.
Sala de video-juegos: La sala de videojuego se en cuentra en cubierta 9 en ella sus hijos podrán encontrar los últimos programas de video - juegos del mercado.
Salones: Hay un número determinado de salones a bordo donde usted puede descansar.
• Asientos reclinables. Esta habitación se encuentra en la cubierta nueve tiene 47 confortables butácas reclinables para pasajeros que no hayan reservado camarote.
• Salón Commodore. Salón exclusivo en cubierta 8 para los pasajeros con reserva de camarote suite, también tiene acceso por ambos lados a un patio.
• Mezzanine. Salón espacioso en el nivel mezzanine situado en el mismo nivel del bar principal con butacas y sofas confortables.

COROLARIO:
Si me es posible volver a embarcar, lo haré encantado, pues me ha gustado bastante.

No hay comentarios:

Datos personales

Mi foto

La "foto" con la que me presento; "Obelix",es la imagen de la persona que me gustaría ser.